Argentina semifinalista del mundial de Basquet

Argentina semifinalista del mundial de Basquet

La selección argentina se ha convertido este martes en la primera clasificada para semifinales del Mundial de China tras completar una actuación soberbia frente a Serbia (97-87), una de las grandes favoritas al título.

Fue un partido  a la altura de las grandes gestas de la Generación Dorada y del campeón del mundo de 1950. 

La estrategia fue, desde el inicio, sobrecargar la zona interna y ensuciar todos los canales de pase posibles para contrarrestar la diferencia de tamaño entre ambos equipos y el inmenso poderío bajo el aro de los europeos, comandados por Nikola Jokic.

Con 39 años, Luis Scola mantuvo un gran duelo con Nikola Jokic (16 puntos y 10 rebotes), y marcó además 20 puntos.

Ante su desventaja en centrímetros y kilos, bien reflejada en la estadística de rebotes (42-29 a favor de los serbios), la albiceleste logró establecer un ritmo rápido, liderado por el madridista Facundo Campazzo, y acabó llevándose por delante a su rival en los minutos finales.

La intensidad defensiva llevó a un exceso de faltas en el comienzo, con todos los internos alternando para frenar a los serbios. De todos modos, la fluidez ofensiva, de la mano de un Campazzo magistral, mantuvo a Argentina con ventaja, incluso cuando debió apelar a lo más profundo de su rotación.

En la noche de Dongguan, el base cordobés firmó su planilla con 18 puntos y 12 asistencias, y fue el encargado de tener el balón y tomar las decisiones cuando la presión apretó.

Y lo hizo ante Serbia, uno de los grandes candidatos a quedarse con la corona en China, y en el marco de los cuartos de final de un Mundial que reingresa a la Selección Argentina entre los 4 mejores equipos de una competencia top. 

La efectividad en los tiros de 3 y la sobrecarga en la pintura para pelear los rebotes defensivos hicieron que la selección pudiera llegar con ventaja de 54-49 al entretiempo.

Y contra algunos pronósticos, Argentina se fue acercando al cierre del encuentro sin perder el dominio del juego. 

Apenas hubo un momento de confusión al inicio del último cuarto, cuando Serbia logró imponer su juego perimetral. 

En esos momentos decisivos, los jugadores del Baskonia, Patricio Garino (15) y Luca Vildoza (11), resultaron fundamentales para tumbar a un rival que se derrumbó en los momentos decisivos pese a los puntos de Bogdan Bogdanovic (21) y Nemanja Bjelica (18). Vigente subcampeona olímpica, mundial y europea, Serbia se bajará esta vez del podio.

Fue apenas un sofocón.